Apenas 200 establecimientos turísticos abrieron sus puertas en mayo en Andalucía y con 40.000 trabajadores menos que el año pasado

Apenas 200 establecimientos turísticos abrieron sus puertas en mayo en Andalucía y con 40.000 trabajadores menos que el año pasado

A lo largo de la mañana de hoy, el Instituto Nacional de Estadística ha publicado datos de especial interés para el sector turístico en Andalucía. De los mismos, hemos de destacar cuestiones como que Andalucía lideró las pernoctaciones con un 15,7% del total estatal, a lo largo del pasado mes de mayo. Tras ella se situaron la Comunidad de Madrid (10,3%), Cataluña (10,0%) y Aragón (8,9%).

23/06/2020 |

Imagen noticia

Del mismo modo, en lo relativo al grado de ocupación hotelera, durante el quinto mes del año (realmente a partir del día 11 que comienza la posibilidad de reapertura), se situó en el 13,0%,  nueve décimas por encima de la media estatal (12,1%), pero muy lejos de las CCAA mejor situadas en este aspecto: la Comunidad de Madrid (18,1%), Extremadura (16,9%) y Aragón (16,7%)

Durante mayo, Andalucía sin ni tan siquiera alcanzar los 15.000 viajeros, lideró el ranking de CCAA suponiendo el 15,7% de los alcanzados por el conjunto del Estado. Este porcentaje  es 6 décimas inferior a la que obteníamos en mayo del pasado año (16,3%). Igualmente, es de destacar como el 94% de ellos fueron turistas residentes en España mientras que, el 6% restante, fueron viajeros residentes en el extranjero.

En cuanto a las pernoctaciones, las 40.644 realizadas en Andalucía supusieron el 15,68% del total estatal y un descenso tres cuartos de punto con respecto al peso relativo de nuestras pernoctaciones hace un año (16,32%). Como es lógico, también en esta ocasión, las realizadas por turistas residentes en España fueron mayoritarias, situándose en el 84,35% del total.

Entre los datos menos afectados, debemos señalar también que, aunque levemente, la duración de la estancia media, registrada durante mayo del presente año, se ha incrementado en términos interanuales, en más de un punto porcentual.

ESTABLECIMIENTOS, GRADO DE OCUPACIÓN Y PERSONAL EMPLEADO

Un dato fundamental a la hora de analizar la actualidad de nuestro sector turístico es el número de establecimientos abiertos estimados por la Encuesta. Según los datos publicados por el INE, Andalucía contó, durante el pasado mes de mayo, con un total de 202 establecimientos y con 5.700 habitaciones.

Estos 202 establecimientos suponen una cifra un 92,38% inferior a la obtenida hace justo un año, en mayo de 2019. Por su parte, el grado de ocupación por habitación (20,05%), también se ha reducido de manera muy importante en términos interanuales (47,5 puntos).  Si lo que analizamos ahora es el personal empleado, los 786 trabajadores con los que ha contado el sector en mayo suponen un pronunciado receso con respecto a la cifra de mayo del pasado año (40.544 trabajadores menos) de 39.758 trabajadores.

CONCLUSIONES SINDICALES

Como era de esperar, las medidas decretadas en el Estado de Alarma han supuesto un duro revés para nuestro sector turístico. Sin duda, las políticas a implementar para el sector, ahora que la enfermedad parece estar controlada y que el proceso de desescalada avanza sin grandes sobresaltos, serán un elemento importantísimo dentro del paquete de medidas a desarrollar para la recuperación de la economía andaluza y del empleo.

Pero para UGT Andalucía, esta recuperación de la actividad turística no puede llevarse a cabo repitiendo los errores del pasado que nos condenaron a un sector con escasa diversificación, medioambientalmente poco sostenible y generador de empleo muy precario. Por el contrario, desde nuestro Sindicato apostamos por un desarrollo turístico para Andalucía donde prime la calidad y la excelencia, generador de riqueza y de empleo de calidad todo el año a través de una clara diversificación de la oferta que ponga en valor, no solo el litoral de nuestra tierra, sino también la riqueza paisajística, cultural, gastronómica, rural, deportiva, hasta el punto de convertirnos en un ejemplo de turismo sostenible para el conjunto de la Unión Europea.