Jóvenes

No se ofrece ninguna oportunidad laboral a nuestros jóvenes: 7 de cada 10, se encuentran en paro

La situación actual de desempleo es consecuencia del fracaso de las políticas de ajuste fiscal y la falta de impulso al crecimiento económico y al empleo. Esto ha hecho que uno de los colectivos más perjudicados hayan sido los jóvenes y que su acceso y permanencia en el mercado laboral se caractericen por la dificultad y la precariedad de las condiciones laborales (alta tasa de temporalidad, bajos salarios, inadecuación entre la cualificación adquirida y el puesto desempeñado, altísima tasa de desempleo...). La crisis económica en la que nos encontramos ha venido a agravar aún más estas circunstancias, donde los jóvenes que han logrado insertarse han podido acceder a un empleo, pero de peor calidad y más precario, con salarios más bajos y peores condiciones laborales.

30/01/2013 |