«Atrás

Las rebajas del sector textil protagonizan el habitual descenso de precios de cada enero (-1,5%)

Las rebajas del sector textil protagonizan el habitual descenso de precios de cada enero (-1,5%)

El descenso en el precio de la factura eléctrica, frente al importante incremento de enero de 2017, reducen la interanual hasta el 0,4% Según los datos oficiales hechos hoy públicos por el INE, la economía jiennense ha iniciado el año con un descenso en los precios de un 1,5%, frente al 1,1% del conjunto del Estado. Así, Jaén obtiene una tasa interanual de inflación del 0,4%, dos décimas inferior a la obtenida a nivel estatal.

15/02/2018 |

Imagen noticia

·      Por grupos, Vestido y calzado (-17,3%), coincidiendo con las rebajas de enero, ha sido el grupo que ha tenido una mayor relevancia en la caída de precios, junto con Vivienda (-1,2%) y Menaje (-0,7%). Transporte (1,0%) y Bebidas alcohólicas y tabaco (0,5%)  se sitúan, en esta ocasión, como los grupos con los incrementos de precios más importantes en este inicio de año.

·      Por provincias, durante el pasado mes de enero, los precios se redujeron en todas ellas.  Los  descensos de precios más importantes han sido los registradas en Granada (-1,6%),  Jaén (-1,5%) y Córdoba (-1,4%).

 

A lo largo del último año, en todas las provincias se han incrementado los precios. Granada (0,8%) destaca, en esta ocasión,  por ser la provincia más inflacionista mientras que Córdoba (0,2%) y Huelva (0,3%), registraron los incrementos más reducidos. De esta forma, las diferencias interprovinciales se mantienen constantes en las seis décimas alcanzadas el mes pasado.

 

 ·      En cuanto a los alimentos de primera necesidad, durante el pasado mes de enero, el pescado fresco y congelado (4,4%) y, en menor medida, las patatas y sus preparados (1,7%), registraron los incrementos de precios más destacados. Por el contrario, es de reseñar igualmente el abaratamiento de productos como la carne de ovino (-2,9%) y las frutas frescas (-2,7%).

 

En términos interanuales, los aceites y grasas (8,8%) y los huevos (5,2%) fueron los productos más inflacionistas. Las patatas y sus preparados (-7,0%) y las legumbres y hortalizas frescas (-4,6%), son los alimentos con los descensos de precios más pronunciados con respecto a enero del pasado año.

 

·      Otras cuestionesque, además del Índice General de Precios, afectan a nuestro poder adquisitivo de forma importante:

 

o     Los carburantes se han mantenido más o menos constantes a lo largo del pasado mes de enero o, en el peor de los casos, se han encarecido de manera poco relevante. De esta forma, el diesel, ha pasado de 1,188 € al finalizar diciembre a 1,181 € el 31 de enero, llegando a cotizar incluso a 1,161 al inicio del mes.

 

o     El Euribor a un año, por primera vez en muchísimo tiempo, se ha incrementado con respecto al valor obtenido el mes pasado (-0,190) y se sitúa en el -0,189. A pesar de ello, continúa lejos del valor que registraba en enero del pasado año (-0,095) por lo que las revisiones hipotecarias continuarán siendo a la baja.

 

o     El recibo de la luz ha dado un respiro a las familias este mes de enero. Según los datos que ofrece el comparador de la Comisión Nacional de Mercados y Competencia, a cierre de mes, el coste se ha reducido un 14%, lo que supone del orden de 10 euros menos que en el mismo periodo del año pasado.

 

o     El inicio de un nuevo año naturalvuelve a venir acompañado del encarecimiento de algunos bienes y servicios que, ahora ya sí, han tenido repercusión en el IPC de enero: el gas natural se encarece del orden de un 6,2%, los peajes suben prácticamente un 2% (1,91%) y los precios del servicio de Correos son ahora un 10% más caros que al finalizar el pasado año.

 

·      En definitiva, los precios no bajan, los salarios no suben, las pensiones pierden poder adquisitivo y, lo único que se incrementa, es la precariedad de nuestro mercado laboral, las desigualdades sociales y el porcentaje de población obligada a subsistir con unos ingresos económicos inferiores al umbral de la pobreza y, por ende, en riesgo real de exclusión social.

 

El nuevo ejercicio económico se ha iniciado sin que tengamos motivos para comenzar a ser positivos en cuanto a la recuperación de la capacidad de compra perdida durante los años de la crisis, así como las últimas anualidades de teórica recuperación macroeconómica. Una patronal incapaz de propiciar un reparto más justo de la riqueza generada, por la vía de la mejora de las retribuciones salariales y, por otro lado, un Ejecutivo Central para el que “no toca” hablar de cuestiones sociales están condenando a la mayor parte de la sociedad a un nivel de empobrecimiento impropio del siglo en el que nos encontramos.

 

Parece pues evidente que hay que profundizar en nuestra actividad sindical para el logro de una serie de objetivos sociolaborales que resultan irrenunciables para nuestra Organización:

 

·        Incremento salarial del 3%, cláusula de salario mínimo (1.000 €) y cláusulas de revisión salarial que impidan la pérdida de poder adquisitivo de los trabajadores.

·        Recuperación de la dignidad en el incremento de las pensiones. No a la subida del 0,25% llevada a cabo por el Gobierno de la derecha española.

·        Reforma del Sistema Público de Prestaciones por desempleo, incrementando la cuantía de las mismas y mejorando, ampliamente, el actual grado de cobertura.

 

Por este motivo, porque lo que nos estamos jugando es nuestra dignidad como personas, mucho más allá de los propios derechos laborales o sindicales, llamamos al conjunto de la ciudadanía jiennense a participar en cuantas movilizaciones convoquemos en las próximas semanas y que comienzan hoy mismo gritando, ante las Subdelegaciones de Gobierno, que queremos trabajo digno y pensiones dignas