UGT Andalucía expone la problemática de las Unidades Médicas de Valoración de Incapacidades al Defensor del Pueblo

UGT Andalucía expone la problemática de las Unidades Médicas de Valoración de Incapacidades al Defensor del Pueblo

Este miércoles, el secretario de Política Institucional de UGT Andalucía, Raúl García Romo, junto con el secretario general de UGT Cádiz, Antonio Pavón y el responsable comarcal de la Sierra de Cádiz de UGT, Juan Antonio Rodríguez, han mantenido un encuentro con la asesora del área de Salud y Políticas Sociales de la Oficina del Defensor del Pueblo Andaluz, Emma Escobar y la asesora técnica de la Oficina del Defensor del Pueblo Andaluz, Laura Iturrate, para analizar la situación en las zonas de Cádiz y Algeciras de las Unidades Médicas de Valoración de Incapacidades (UMVI) que dependen de la Consejería de Salud.

08/10/2020 |

Imagen noticia
Son muchas las quejas que nos llegan de trabajadores que están de baja médica con un proceso de incapacidad temporal por contingencias comunes, bajas que partiendo de un acto médico realizado por el médico de cabecera son transformados en un acto administrativo, pues los inspectores de UMVI dan de oficio el alta a los pacientes en contra del criterio de los propios médicos de cabecera y muchas veces sin la debida revisión médica que valore en su integridad la enfermedad que genera la incapacidad.
 
Dichas altas se dan siempre de la misma forma “por mejoría o curación”, después, supuestamente, de revisar los documentos e informes médicos, remitiéndoles los inspectores médicos escritos a los médicos de cabecera, con la advertencia de que no pueden dar de nuevo la baja a estos pacientes hasta pasados seis meses como mínimo, por esa enfermedad o por otra cualquiera y, si fuera necesario, debería ser autorizada previamente por la UMVI.
 
Para UGT Andalucía, esta situación deja en entredicho la profesionalidad de los médicos de cabecera, que se encuentran desautorizados y deja indefensos a los pacientes a los que solo les queda recurrir a esa alta, sin saber ni los motivos por los que se les da. Además, los costes que supondrían el tener que recurrir a los informes médicos forenses para recibir el alta no pueden será  asumidos por los pacientes.
 
UGT Andalucía también le ha trasladado al Defensor del Pueblo la necesidad de revisar el papel de las mutuas y de su influencia en estas unidades de valoración,  porque hay que recordar que no tienen competencias en este asunto, porque son bajas por enfermedad común y no por accidente laboral y a pesar de ellos presionan a las unidades de valoración para dar el alta.
 
Finalmente el sindicato le ha trasladado que toda esta situación se ha visto agravada por la pandemia y el estado de alarma, pues se suspendieron los procesos judiciales y administrativos, lo que provocó que estos trabajadores y trabajadoras afectadas no pudieran ni poner las reclamaciones pertinentes, por ello le han pedido al Defensor que medie para que esta situación deje de darse y no perjudique a la clase trabajadora.