La Inspección de Trabajo da la razón a UGT-FICA por la denuncia sobre la contratación de falsos autónomos

La Inspección de Trabajo da la razón a UGT-FICA por la denuncia sobre la contratación de falsos autónomos

UGT-FICA Córdoba presentó en diciembre de 2017 una denuncia ante la Inspección Provincial de Trabajo y Seguridad Social contra la empresa Hermanos Rodríguez Barbancho SL (dedicada a la fabricación y venta de productos cárnicos-charcutería, fundamentalmente jamones y paletas de cerdo) por la "contratación fraudulenta de falsos autónomos", dando ahora la razón dicho organismo estatal al sindicato.

25/07/2018 |

La denuncia se formalizó tras haber tenido conocimiento de que en dicha empresa cárnica, situada en la localidad cordobesa de Hinojosa del Duque, se estaba incumpliendo sistemáticamente el Convenio Colectivo Estatal de Industrias Cárnicas y, además, se estaba procediendo de manera fraudulenta a la subcontratación de falsos autónomos.

Esta empresa, “tiene en sus propias instalaciones a un colectivo de trabajadores autónomos, que prestan servicios en la línea de despiece, con contratos de prestación de servicios y con vinculación a la empresa Bellotruf SL, con contrato de prestación de servicios para el despiece de cerdo", ha explicado UGT-FICA.

El sindicato ha resaltado que la Inspección de Trabajo concluye con un Acta de Inspección "en la que se constata que los doce trabajadores y una trabajadora afectados se encontraban dados de alta en el Régimen Especial de Trabajadores por cuenta propia" y "verifica que la actividad de los trabajadores referidos, no es susceptible de ser considerada como trabajo autónomo, en tanto que los mismos no disponen de una organización autónoma distinta o diferente a la empresa en la que se integran".

Igualmente, "la Inspección de Trabajo tramita en dicha acta, con relación a los 13 falsos autónomos, el alta de oficio de todos ellos, en el Régimen General de la Seguridad Social en la Empresa Hermanos Rodríguez Barbancho SL", extendiendo "acta de liquidación por los hechos descritos durante el periodo comprendido desde el 01/01/2016 a 31/05/2018".

UGT-FICA ha subrayado que "la utilización de los falsos autónomos es un fraude de ley" que tiene "una repercusión directa sobre la Seguridad Social, al dejar de ingresar en las arcas públicas los costes sociales correspondientes, lo que supone una explotación laboral a un colectivo de trabajadores cada vez más numerosos".

Para concluir, el sindicato ha afirmado que seguirá "velando por los intereses de los todos trabajadores pertenecientes a los sectores productivos de la Industria, la Construcción y Agroalimentación, donde denunciará a aquellas empresas que no cumplan el convenio colectivo y que utilicen cualquier fórmula de explotación laboral".