El IPC de agosto es un reflejo de las desigualdades

El IPC de agosto es un reflejo de las desigualdades

Las economías domésticas han sido las más castigadas durante el periodo de crisis y no es justo que, al menor atisbo de recuperación económica, tengan que afrontar un importante panorama inflacionista que ataca, frontalmente, la capacidad de compra de las familias trabajadoras andaluzas.

12/09/2018 |

Imagen noticia

La factura de la luz consolida una inflación claramente por encima del 2%

El mes tradicional de vacaciones también se conllevó el encarecimiento de los productos de Ocio y cultura y Hoteles, cafés y restaurantes

·       Según los datos oficiales hechos hoy públicos por el INE, la economía andaluza finalizó el mes de agosto con un incremento en los precios del 0,2%, una décima mayor al del conjunto del Estado. A su vez, Andalucía obtiene una tasa interanual de inflación del 2,1%, una décima inferior a la obtenida a nivel estatal y a la registrada en Andalucía el mes pasado (2,2%). Así, encadenamos ya dos años completos con un nivel general de precios superior al del mismo mes del año anterior.

IPC AGOSTO 2018

ÍNDICE

TASA MENSUAL (%)

TASA ANUAL (%)

Andalucía

103,5

0,2

2,1

España

103,8

0,1

2,2

 

 

·      Por grupos, Vestido y calzado (-1,4%) en el final del periodo de rebajas, junto con las medicinas (-0,2%), fueron los grupos que registraron los descensos de precios más significativos. Por el contario, el grupo Vivienda (1,0%), fruto del incremento del precio de la electricidad, junto con Ocio y cultura y Hoteles, cafés y restaurantes ( ambos 0,5%), común en los meses de verano, fueron los que vieron incrementado sus precios en mayor medida.

·      Por provincias, durante el pasado mes de agosto los precios se incrementaron en todas ellas, excepto en Córdoba (0,0%). El aumento más señalados ha sido registrados en Huelva (0,3%), única por encima de la media regional, mientras que los más tenues fueron los de  Almería y Granada (las dos un 0,1%).

A lo largo del último año, en todas las provincias se han incrementado los precios. Granada (2,4%) continúa como la provincia más inflacionista, igualada en esta ocasión por Málaga (2,4%), mientras que Cádiz (1,5%) y Huelva (2,0%), registran, nuevamente, los incrementos más reducidos. De esta forma, las diferencias interprovinciales se reducen en dos décimas para situarse en 0,9 puntos.

AGOSTO 2018

VARIACIÓN MENSUAL (%)

VARIACIÓN ANUAL (%)

Almería

0,1

2,2

Cádiz

0,2

1,5

Córdoba

0,0

2,1

Granada

0,1

2,4

Huelva

0,3

2,0

Jaén

0,2

2,2

Málaga

0,2

2,4

Sevilla

0,2

2,1

 

 

 

·      En definitiva, la inflación vuelve a ganar enteros como un problema al que debemos hacer frente, en el conjunto de la UE, antes de que sea más grave. Las economías domésticas han sido las más castigadas durante el periodo de crisis y no es justo que, al menor atisbo de recuperación económica, tengan que afrontar un importante panorama inflacionista que ataca, frontalmente, la capacidad de compra de las familias trabajadoras andaluzas.

En cierto modo, los trabajadores andaluces podemos asumir que, durante el periodo de vacaciones estivales, se incremente el precio en grupos como Ocio y cultura u Hoteles, cafés y restaurantes. Por el contrario, lo que no podemos tolerar es que, justo cuando más necesidades tenemos de aclimatar nuestros hogares, se dispare el precio de la factura de la luz.

Como ya denunciamos en nuestro informe de inflación del pasado mes de julio, resulta fundamental que, por parte de los poderes públicos, se lleven a cabo cuantas medidas de control sean necesarias para evitar el abuso llevado a cabo por las principales compañías eléctricas que operan en España. La opacidad es la principal de las características de una factura de la luz que, pase o lo que pase, siempre encuentra un motivo para justificar sus desmesuradas crecidas.

Junto con el control de precios, el incremento de los salarios es nuestra otra gran apuesta sindical. La experiencia ha demostrado que solo hay una forma de garantizar el poder adquisitivo de los trabajadores, a través de la inclusión, en la fórmula de cálculo de los crecimientos salariales, de la inflación real y de cláusulas eficaces de revisión salarial, es decir, justo la fórmula que teníamos antes del avance de las políticas socioeconómicas de corte neoliberal.

INFORME COMPLETO AGOSTO 2018