«Atrás

UGT Andalucía cataloga como insuficientes las ayudas al alquiler llevadas a cabo por la Junta de Andalucía

UGT Andalucía califica de insuficientes las ayudas al alquiler aprobadas por la Junta de Andalucía

Este lunes se ha publicado en el Boja, el Decreto-Ley 6/2020, de 30 de marzo, por el que se establecen medidas administrativas extraordinarias y urgentes en el ámbito social y económico como consecuencia de la situación ocasionada por el coronavirus (COVID-19), aprobado ayer por el Consejo de Gobierno y que relaciona una serie de medidas, entre las que se encuentra el pago urgente de las ayudas al alquiler. Esta medida, tiene por objeto agilizar el abono de las ayudas de alquiler de vivienda habitual que ya estaban solicitadas.

31/03/2020 |

Imagen noticia
Cabe recordar que estas ayudas son las que se establecen en la Orden de 30 de octubre de 2018, y que se financian con fondos de la Junta de Andalucía y con fondos del Gobierno de España, estando previstas tanto en el Plan de Vivienda y Rehabilitación de Andalucía 2016-2020, ampliamente criticado por el actual Gobierno del PP, y en el Plan Estatal de Vivienda 2018-2021, y cuyo plazo de presentación de las solicitudes de ayuda finalizó el 9 de enero de 2019. 
 
Tiempo ha tenido la Junta de Andalucía de resolver estos expedientes, estando  de sobra vencido el plazo de tres meses para resolver las solicitudes caracterizadas como prioritarias o pertenecientes a la categoría de ayuda a jóvenes. Incluso ha transcurrido con creces el plazo de seis meses que la Junta tenía para resolver el resto de solicitudes.
 
Según anuncia la Junta de Andalucía, con esta medida se podrán abonar durante este 2020, unos 48 millones de euros, dando respuesta a las familias, jóvenes y personas en situación de vulnerabilidad que solicitaron la ayuda y que no deben verse afectadas por la suspensión de los plazos administrativos como consecuencia de la crisis del coronavirus.
 
El actual Gobierno comenzó su legislatura coincidiendo con la finalización del plazo de presentación de las solicitudes de ayuda, desde entonces, sólo se han ejecutado en casi un año y medio el 30,28% de todo el crédito total de la convocatoria de alquiler para el año 2018, 2019, 2020, es decir, algo más de 57 millones de euros,  y se han concedido algo más de 16 millones y de los que, finalmente, sólo se han abonado 9 millones de euros.
 
La explicación emitida sobre los motivos de este retraso en el pago de las ayudas de alquiler, se debe a los numerosos escollos existentes en la tramitación, como el  alto porcentaje de las solicitudes que necesitan ser subsanadas por no haber aportado la documentación necesaria y que, además, las notificaciones se deben efectuar individualmente, circunstancias, que provocan un significativo retraso en la tramitación de las ayudas, y que se pretende paliar con medios telemáticos más eficaces.
 
Desde UGT Andalucía, apoyamos todas las medidas y acciones que faciliten y ayuden a los miles de afectados por la situación sanitaria debido al COVID-19 ahora bien, esta medida sobre las ayudas de alquiler es claramente insuficiente, ya que  deberían haberse concedido hace más de un año, y por tanto, las nuevas medidas anunciadas no presentan ninguna novedad ni se han previsto aportes presupuestarios extraordinarios. No se nos puede olvidar que en muchos de los casos, están destinadas a personas y familias que no pueden acceder por si solo a una vivienda ya sea en el mercado libre, o en el mercado de vivienda protegida debido al escaso parque público de viviendas sociales que existe en nuestra CCAA y que muchas se encuentran en una situación de especial vulnerabilidad y emergencia habitacional por ser víctimas de los llamados desahucios  silenciosos, por imposibilidad de pagar el alquiler de su vivienda.
 
Por este motivo, desde este sindicato criticamos que el Gobierno de la Junta de Andalucía, en estos momentos de gran incertidumbre, cree falsas expectativas. Es momento de aunar esfuerzos en todos los ámbitos e intentar llevar a cabo todas aquellas medias que den una solución lo más eficaz posible a toda la ciudadanía andaluza. Por esta razón, la complementariedad a las actuaciones y ayudas extraordinarias a las que emanen del Gobierno de España sería el camino más coherente y honesto, que aliviaría sobremanera la situación en desempleo y de gran vulnerabilidad de las familias andaluzas en este periodo de confinamiento. Medidas que por otro lado, UGT ha reivindicado desde que comenzó la crisis sanitaria, como son la moratoria en el pago de los alquileres, ayudas directas o microcréditos para los pequeños propietarios de pisos alquilados  y la suspensión de desahucios durante al menos seis meses después de que finalice el estado de alarma.